Ladridos no deseados

Algunos problemas de conducta canina, como ensuciar la casa, afectan únicamente al dueño de la mascota. Por otro lado, un ladrido excesivo puede molestar a los vecinos. Los cachorros ladran para expresarse oralmente y se les concede cierto derecho a ello. No obstante, los ladridos continuados durante largos períodos de tiempo son un signo de que su mascota tiene un problema que requiere atención.

La mayoría de los problemas relacionados con los ladridos vienen a ser una llamada de atención o un indicador de aburrimiento o estrés. Una solución consiste en hacer ejercicio de manera regular y proporcionar juguetes a su mascota, especialmente aquellos que se pueden rellenar de bocados saludables. Cuanto más estimule a su perro mental y físicamente, mejor se comportará mientras esté ausente.

En algunos casos, los problemas de ladridos, como los causados por miedo o agresión, deben dejarse en manos de un adiestrador profesional.

Antes de nada, la mayoría de los perros deben aprender a utilizar el juguete de goma para masticar Classic KONG. Recomendamos que el aprendizaje se realice por fases a fin de garantizar que su perro aprenda a disfrutar de todas las ventajas que ofrece este famoso juguete.

Fase 1: Presentación del juguete: Empiece por introducir bocados fáciles de dispensar en el agujero del juguete KONG. Pruebe con pequeñas croquetas o bocados que puedan extraerse fácilmente. Los KONG Stuff’N Easy Treats o la crema de cacahuete aplicada cerca de la abertura grande del KONG también funcionan de maravilla y aseguran la comprensión del juguete por parte de su perro.

Fase 2: Mantener el interés: Después de haber conseguido vaciar los juguetes KONG fácilmente durante una o dos semanas, aumente poco a poco el nivel de dificultad con bocados más grandes o combinando bocados cada vez más difíciles de sacar. Utilice su imaginación o lea las sugerencias en nuestra Sección de recetas.

Fase 3: Nivel avanzado: Cuando el perro haya superado las primeras fases indicadas más arriba, pruebe a añadir líquido a su KONG rellenable, como por ejemplo caldo de pollo, y congélelo para aumentar la dificultad.