Corregir problemas de conducta en el perro

Recuerde que prácticamente todos los comportamientos más comunes se basan en el instinto: ladrar, excavar, marcar y morder, todos ellos cumplen una función diferente en el medio salvaje. Los perros se frustran cuando de forma constante se les impide satisfacer sus instintos naturales. En lugar de combatir dichos instintos o castigar al perro por hacer lo que para él es algo normal, resulta mucho más productivo encontrar maneras admisibles de satisfacer dichos instintos. Los juegos que implican buscar, arrastrar y perseguir satisfacen las necesidades instintivas del perro, además de consolidar el vínculo entre este y su dueño. El juego ayuda al perro a liberar el exceso de energía, algo sumamente importante para conseguir una conducta adecuada. Los perros necesitan jugar para poder sentirse equilibrados y felices. Si su perro presenta un comportamiento inaceptable, debe atajarlo lo antes posible para evitar que se convierta en una conducta habitual, sobre todo si se trata de un cachorro.

Si después de seguir los consejos incluidos en este documento su perro sigue presentando el mismo problema de comportamiento, acuda a un adiestrador cualificado.